Quién

Glency Feliz sufre aparatoso accidente; no hubo víctimas

Por  | 



La influecer e instagramer Glency Feliz narró que durante su regreso a la capital, en el día de ayer, sufrió un aparatoso accidente que gracia a Dios no pasó a mayores, más que un susto.

De acuerdo, a Feliz que tras recordar el terrible momento de mayor desesperación que ha sentido jamás, junto a su acompañante, el vehículo en el que se trasladada se “volcó”, al tiempo, de dar varias vueltas en el pavimento. 

“Ayer de camino a SD perdimos el control en una curva y nos salimos de la carretera y terminamos estrellado en un poste de luz. Todo fue tan rápido, en cuestión de segundos sabíamos que estábamos muy mal mientras nos barríamos por carretera y perdíamos el control de la yipeta”, explicó.

“Ayer el día termino lejos de cómo jamás me hubiera imaginado. Ayer el día terminó de rodillas agradeciendo a Dios, ayer el día terminó dándome cuenta que tomamos las cosas por aseguradas , ayer terminó dándome cuenta que todo puede cambiar en un instante y que la vida es muy frágil”, posteó.

Glency dijo, que durante el regreso a la ciudad aunque venían detrás de ella sus familiares, sintió que hasta ahí llegaría su vida.

“Miré atrás a socorrer a Galia José, mi amigo Chaer la abrazó y protegió con su cuerpo y en cuestiones de segundos vi lo que nos esperaba a mi a Jose volcarnos y un enorme poste de luz. Fue el momento de mayor desesperación que he sentido jamás. Escribiéndolo hoy se me hace un nudo en el estómago”.

Expresó que el impacto sacudió tan fuerte el vehículo que las bolsas de aire “nos amortiguaron y golpearon, el cinturón me mantuvo en mi asiento a pesar de la fuerza de choque que me levantó de mi asiento”. 

Al final las puertas no abrían, su familia que venía atrás en otro vehículo “solo escuchaba su desesperación y gritos al correr a nuestro carro a ayudarnos a salir”.

Pese a que chocaron con un poste de luz que en un principio era su gran temor, pero, a la vez, fue su salvación.

“Porque a pesar de tumbarlo y nos cayera arriba nos aguanto de seguir dando vueltas”.

“Gracias a DIOS salimos ilesos con peccata minuta que en días vuelven a su normalidad, pero si con una gran lección, la vida es un ratico”.

Comentarios